Español Portugués, Portugal

EL TRAPEZIO está haciendo un seguimiento de las reacciones a la propuesta lanzada por el alcalde de Oporto, Rui Moreira. Entre las diferentes adhesiones en España, encontrarmos la del secretario de Organización Provincial de las Juventudes del PSOE de Zamora y coordinador provincial de Juventud por el Clima, Daniel Ratón.

El secretario de Organización nos habla de la iniciativa de Rui Moreira de establecer una estrategia compartida entre España y Portugal, siguiendo el modelo del Benelux.

 

Usted presentó la propuesta del IBEROLUX en los Vermús Intergeneracionales que convocan las Juventudes del PSOE en Zamora  ¿Exactamente en qué consiste dicha proposición?

La idea iberista no es nueva, se lleva repitiendo desde hace más de dos siglos. No somos los primeros ni los últimos en proponerlo. Como Juventudes Provinciales no tenemos la fuerza absoluta de exigir dicha unión, pero consideramos que resultaría totalmente beneficiosa en el camino de la Unión Europea.

Se deben ir acercando zonas, como por ejemplo España y Portugal que comparten una cultura y una historia común desde sus inicios.

Frente a las tendencias nacionalistas de ciertos grupos políticos, tanto en un lado de la frontera como en el otro y más allá de ella, como es el caso de BREXIT, nosotros proponemos una unión, que no significa la subordinación de Portugal a España sino la unión entre ambos en una república federal.

 

¿Coincide entonces con las declaraciones de Rui Moreira, alcalde de Oporto?

Absolutamente. Coincidimos en todos los ámbitos mencionados por Moreira, como la necesidad de mejorar el transporte, la educación, la sanidad, etc. Aunque nuestras sensibilidades políticas no son idénticas, en este caso sí.

 

¿Qué diferencias existirían entre el IBEROLUX y los actuales pactos europeos como la unión de moneda o el espacio Schengen?

Sería la unión de servicios que va mucho más allá de acuerdos aduaneros o monetarios.  La inspiración parte del BENELUX, la unión de Bélgica, Países Bajos y Luxemburgo. Consistiría en promover instituciones comunes entre España y Portugal, en el caso del Benelux tienen un Parlamento que está representado por 21 parlamentarios neerlandeses, 21 belgas y 7 luxemburgueses. En nuestro caso se podría utilizar un modelo similar que busque si no una legislación común que quizá resulte demasiado precipitado para la actualidad, sí conseguir recomendaciones comunes, uniendo educación, sanidad, transporte, lucha contra el cambio climático, etc.

Por poner un ejemplo, Zamora, provincia a la que represento, tiene graves problemas en cuanto a la sanidad dado que el PP sigue con la política de cerrar consultorios médicos. La última idea es que el SACYL (Sanidad de Castilla y León) ofrezca cursos de primeros auxilios a la gente de los pueblos para así poder cerrar todavía más consultas médicas.

Por supuesto comprendemos que no es posible mantener todos los centros abiertos pero una sanidad común entre España y Portugal supondría un gran avance para ambos países. Mejoraríamos con ello la eficacia de la localización de los consultorios médicos, tanto portugueses como españoles.

Lo mismo ocurriría con la educación. Sería beneficioso el fomentar reuniones de jóvenes de ambos países y el bilingüismo, que está demostrado que es algo positivo para todos. Esto en líneas generales nos diferenciaría de la Unión Europea.

 

¿En qué marco político encajaría esta unión?

Desde la provincia de Zamora consideramos que sería positiva una república federal. Nosotros nacemos como una organización profundamente republicana. Creemos que Portugal avanzó mucho cuando se convirtió en república, cosa que no hicimos nosotros al acabar la dictadura franquista.

En esencia nuestra idea es la de una unión federal descentralizada, incluso llegando al nivel de confederación, dado que España no es más que el término aglutinante que une una serie de naciones históricas, reconocidas legalmente bajo una identidad común, no sería muy diferente de la IBERIA que se está proponiendo.

Se podría tomar el modelo sudafricano o boliviano, con tres capitalidades, manteniendo el poder legislativo en Madrid, el ejecutivo en Lisboa y el judicial en Barcelona, de esta manera todos los territorios históricos saldrían beneficiados.

 

¿Piensan trasladar esta idea a la dirección de su partido?

Desde luego es un hecho que contemplamos. Desde un principio el PSOE ha mantenido buenas relaciones con el PSP y en esta línea siempre hubo colaboración, pero nosotros somos independientes en este sentido.

 

Sin duda La Raya se vería beneficiada ¿sería esta una solución para la zona?

Indudablemente sí. No propugnamos esto solamente para Zamora o la zona rayana, sino como solución común a problemas comunes como la despoblación. En España tendemos a ser muy centralistas y, a veces, no nos damos cuenta de que al otro lado de la frontera existen los mismos problemas. Portugal ha llevado adelante el proyecto de Aldeas Históricas, que podría ser replicado en nuestro país. Para ello haría falta un frente común del distrito de Braganza y del de Zamora en nuestro caso. Una propuesta que resultaría interesante para la zona sería la creación de dos Universidades autónomas, una en Braganza y otra en Zamora, compartidas entre ambos países, lo cual significaría que no dependerían de ninguna otra institución, ayudaría, sin duda a la fijación de población, tanto en la zona de Braganza como en la zamorana. En los últimos 20 años nuestra provincia ha perdido un 14,2 % en cuanto a población. En 1860 Zamora superaba a Vizcaya, las cifras no mienten.

 

¿Mantienen contacto con el PSP de Tras os Montes? ¿Conocen el movimiento iberista?

Sí, mantenemos contacto. La última acción conjunta que llevamos a cabo fueron unas jornadas que resultaron muy beneficiosas, estamos deseando repetirlas y esto lo dejo como una declaración de intenciones a los socialistas de Tras os Montes.

El movimiento iberista es conocido tanto por mí como por mis compañeros. Es una magnífica guía de actuación dado que ‘la unión hace la fuerza’.

Por último, Daniel Ratón quiere mandar un mensaje de unión para los españoles y portugueses, ninguno de los dos países es mejor que el otro, somos naciones que formamos parte de una idea común que es la de mejorar la humanidad. Si aspiramos a un buen gobierno, aspiramos a una unión de gobiernos.