Español Portugués, Portugal

La Fundación Repsol, a través de Repsol Impacto Social, ha llegado a un acuerdo con Land Life Company y el Grupo Sylvestris, compañías referentes en reforestación, para crear una empresa conjunta que «desarrolle proyectos de reforestación y gestión forestal a gran escala en España, Portugal y Latinoamérica».

El presidente de Repsol y de su Fundación, Antonio Brufau, ha señalado que esta alianza «refuerza nuestra estrategia de desarrollar iniciativas que contribuyan a la transición energética y está alineada con el objetivo de Repsol de ser una empresa de cero emisiones netas en 2050».

El objetivo de esta unión, cuya puesta en marcha se prevé para principios del próximo año, será «ejecutar proyectos de reforestación que generen créditos de carbono para un creciente mercado voluntario de compensación de emisiones de dióxido de carbono», según un comunicado conjunto.

Este mercado «será clave en la estrategia de las empresas que se han marcado el objetivo de ser cero emisiones netas», ya que «podrán comprar créditos de carbono para reducir su huella mediante iniciativas en desarrollo».

Estos proyectos «además de su impacto ambiental positivo», contribuirán a «mitigar el cambio climático y a recuperar ecosistemas degradados» y también «conllevan un beneficio social al generar empleo en áreas rurales y al evitar una mayor despoblación de estos entornos».

Las tres compañías se encuentran ya trabajando en un «ambicioso plan de reforestación» en España para plantar 350.000 árboles en tres zonas afectadas por los incendios forestales y el abandono agrícola: Mombeltrán, Cuevas del Valle y Fresno del Río, en Castilla y León, y Ejulve, en Aragón.

Se estima, según la nota, que gracias a esta plantación se eliminarán de la atmósfera 108.000 toneladas de dióxido de carbono.

Las plantaciones se harán de acuerdo a los estándares de la Oficina Española de Cambio Climático (OECC) y se inscribirán en el Registro de huella de carbono, compensaciones y proyectos de absorción de dióxido de carbono, creado en España a tal efecto por la OECC.

Sylvestris aportará, además de la experiencia y tecnología, su modelo de impacto social para promover el empleo en las comunidades locales.

Por su parte, Land Life Company aplicará la tecnología en toda la cadena de valor de la reforestación, para aumentar el escalado, la eficiencia y la transparencia de las plantaciones.