Español Portugués, Portugal

La multinacional energética y petroquímica Repsol construirá 26 nuevos parques eólicos en la comunidad autónoma de Aragón. Estos parques, que tienen el nombre de Delta 2, se desarrollarán en los próximos tres años, y servirán para que la empresa prosiga su objetivo de alcanzar las cero emisiones netas en 2050.

Las instalaciones van a erigirse en terrenos con condiciones muy favorables, tanto para la producción de energía eólica, como para la solar fotovoltaica. Las obras y las operaciones de los parques en Aragón estarán a cargo de Repsol Electricidad y Gas.

Este nuevo proyecto eólico, que se situará entre las provincias de Huesca, Zaragoza y Teruel, producirá unos 860 MW, lo que permitirá suministrar electricidad a, aproximadamente, 1,8 millones de personas, que es más que la propia población de Aragón. Además, la producción de energía limpia (renovable), también reducirá las emisiones de CO2 en 2,6 millones de toneladas al año. Unas cifras importantes para la mayor compañía energética privada hispanoamericana.

Los activos en desarrollo, que están gestionados por un equipo especializado en energías renovables, sumarán una capacidad de 2.045 MW a los 2.952 MW de capacidad instalada (total), que la empresa tiene en la actualidad. Esto convertirá a Repsol en una empresa referente en la generación de electricidad de bajas emisiones en la península ibérica.

Actualmente, Repsol tiene en curso siete proyectos renovables en Andalucía; Aragón; Castilla y León; Castilla-La Mancha; Extremadura, y Portugal. En tierras lusas, esta empresa tiene participación en el parque eólico flotante Windfloat Atlantic, en el norte del país.