Escuelas de Frontera

Comparte el artículo:

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en email

El Proyecto de Escuelas Bilingües e Interculturales de Frontera (PEBIF) es un proyecto de cooperación entre los gobiernos de Portugal y de España y las Comunidades Autónomas, con la colaboración de la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI) como socio estratégico, que se puso en marcha para el presente año académico 2021/2022.

Las Escuelas de Frontera se desarrollaron primeramente en el espacio Iberoamericano en las zonas fronterizas entre Brasil y Argentina, Uruguay y Paraguay, en la idea de ir venciendo las diferencias culturales entre lusohablantes e hispanohablantes, empezando por el aprendizaje cruzado de los idiomas, por otro lado, tan similares.

Durante este primer curso de Escuelas de Frontera en la península han participado 10 colegios, de 4 Agrupamientos de Escuelas de Portugal, y 6 Colegios de Educación Infantil y Primaria (CEIP) de 3 Comunidades Autónomas de España (Castilla y León, Extremadura y Andalucía).

El objetivo general que se define en el  proyecto es el  de promover la cooperación entre los Estados Ibéricos, en el desarrollo educativo, social y económico de los territorios de frontera a través de la creación de una red de escuelas que proporcionen a las poblaciones que viven en estas regiones una educación de calidad, que incluya conocimientos y habilidades asociadas al bilingüismo y la interculturalidad relevantes para la ciudadanía, la continuación de los estudios y la empleabilidad en ambos países.

El PEBIF tendrá una duración de cuatro años, renovable por el mismo periodo de tiempo, mediante evaluación y acuerdo entre los países.

Para el buen desarrollo del proyecto se ha programado un curso de formación destinado a los profesores participantes que ha finalizado en el mes de abril.

El programa Escuelas de Frontera pone el acento en la enseñanza de los idiomas, el español en Portugal y el portugués en España, pero no se queda ahí. La Frontera es un espacio cultural singular y define una identidad transversal a lo largo de sus más de 1.200 Km de extensión. Se desarrollan actividades insertadas en los planes educativos, como pueden ser la lectura de obras literarias de ambos países, conocimiento de la geografía compartida, el acercamiento a diversas manifestaciones artísticas ibéricas, o la visita a los recursos museísticos de la zona.

Con la ejecución de este programa, la OEI, nuevamente, da un ejemplo de acción educativa concreta, más allá de las retóricas de cooperación de escasos frutos.

La zona fronteriza hispanolusa puede configurarse como una nueva centralidad ibérica, si verdaderamente las políticas de España y Portugal comienzan a priorizar el vínculo peninsular como un valor estratégico para ambos países, tanto a nivel interno como en el de las relaciones internacionales, en el seno de la UE, y como integrantes de la Comunidad Iberoamericana de Naciones.

Este programa además viene a apoyar la educación en zonas en retroceso demográfico y en peligro de despoblamiento. Las sinergias que se pueden generar a partir de compartir actividades en las escuelas son y serán un valor para el desarrollo de toda la frontera.

En el planteamiento de “Escuela de Frontera” se identifica como socios potenciales a las asociaciones culturales, bibliotecas, espacios museísticos y municipios. La partición de la sociedad civil y de las entidades locales, es a mi juicio fundamental para el éxito del plan.

Sin embargo, pese a que la iniciativa es muy positiva, el número de escuelas es claramente insuficiente para un espacio geográfico tan extenso, tan solo 10 colegios de Portugal y 6 de España. En la práctica el impacto va a ser discreto sino se multiplican el número de centro. De mi conocimiento de la Raya, puedo constatar que a nivel general se desconoce este programa. Tenemos, no obstante, que felicitar a los impulsores y muy especialmente a la OEI, pues conocemos que se han tenido que vencer algunas reticencias en instancias gubernamentales.

Porque, aunque la “retórica de la cooperación” entre los gobiernos de España y Portugal parece siempre un camino franco, la realidad es bien distinta, pues persisten desconfianzas, y la burocracia representa un grave obstáculo.

 

Pablo Castro Abad

 

Anexo. Escuelas Participantes curso 2021/2022

Portugal:

Agrupamento de Escolas Miguel Torga, Bragança

Escola Básica de Santa Maria

Agrupamento de Escolas Afonso de Albuquerque, Guarda

Escola Básica de Bonfim

Escola Básica Espírito Santo

Escola Básica Lameirinhas

Escola Básica Santa Zita

Escola Básica Augusto Gil

Agrupamento de Escolas n.º 3, Elvas

Escola Básica Vila Boim

Escola Básica de Terrugem

Escola Básica de S. Vicente

Agrupamento de Escolas de Vila Real de Santo António

Escola Básica Manuel Cabanas

 

Y del lado español :

CEIP «Monte Gándara» de El Puente, Zamora

CEIP «Miróbriga de Ciudad Rodrigo, Salamanca

CEIP «Nuestra Señora de la Asunción» de Valverde del Fresno, Cáceres

CEIP «Ciudad de Badajoz», Badajoz

CEIP «Galdames» de Ayamonte», Huelva

CEIP  «Virgen del Carmen», de la Isla del Moral, Huelva

 

Noticias Relacionadas